viernes, diciembre 31, 2004

Luto en Asia y en Buenos Aires

En Buenos Aires el atrevimiento de unos picaros mato a inocentes.
En Asia, la Naturaleza demostró quién es la que lleva las riendas en este planeta, y de nuevo nos sentimos pequeños y vulnerables.
La muerte no hace distinciones.
Terminamos mal el 2004.

Hasta luego, nos leemos en el 2005.

2 comentarios:

Magda dijo...

Justamente lo que pasó en Buenos Aires pasó aqui en México hace un par de años... que terrible. Pobres familias.

Asi es, 2004 termina espantoso, y nuestro corazón se hace chiquito...

Un abrazo.

Anónimo dijo...

Dios perdona siempre, el ser humano a veces, y la Naturaleza nunca.

alquenolegustequenomire